Ventajas de cultivar tus propios alimentos

Cultivar tus propios alimentos: lo más "in" para la salud

En Ingenio Providencia queremos lo mejor para ti y tu familia. Por eso, siempre estamos buscando diferentes formas de promover el cuidado de nuestra herencia natural.

Queremos compartir contigo algunas ventajas de cultivar tus propios alimentos e invitarte a aprovechar tu huerta casera al máximo.

Más dinero para darte gusto

Sabemos que te gusta consentirte y darte algunos cariñitos de vez en cuando. Una huerta casera te ayudará a ahorrar. Así, podrás invertir más en diversión para ti y tu familia.

Da un giro a tu salud

Nada más saludable que consumir productos frescos. Cuando vas a una tienda o supermercado, no sabes cuánto tiempo llevan ahí, pero al plantarlos y ver todo el proceso de crecimiento en tu huerta casera, sabrás que fueron alimentos cultivados y regados apropiadamente. Además, estarán libres de pesticidas y herbicidas.

Pones tu granito de arena para ayudar al medio ambiente

Cuando cultivas tus propios alimentos en tu huerta casera no usas pesticidas ni herbicidas, los cuales contaminan no solo los alimentos, sino también el aire y el agua… Y ni hablar de cuando utilizas el automóvil para ir a comprar algo, lo cual contamina el aire. ¡Anímate a ayudar al planeta y cuidar nuestra herencia natural!

¡Adiós sedentarismo!

Cuando decides tener tu propia huerta casera te despides del sedentarismo. ¿Por qué? ¡Porque no te quedarás quieto/a!
Plantar tus alimentos te mantendrá siempre en movimiento, pues te moverás y es una buena manera de descargar la presión y el estrés del día a día.

Valorarás tu esfuerzo y te dará satisfacción ver lo que puedes lograr

¿Acaso hay un mejor sentimiento que ver cómo avanzas en lo que te propones? Todo lo que plantes en tu huerta casera será como un pequeño hijo, verás el bello proceso de la naturaleza y te sentirás muy feliz cuando puedas usar cada alimento que ayudaste a prosperar y germinar desde que era una pequeña semilla.